Translate

lunes, 17 de diciembre de 2018

La Antorcha Pentecostal

Ha sido necesario que el autor se enfrasque en la redacción, edición y publicación de Historia de las Asambleas de Dios en Cuba para poder llegar a comprender la importancia de una publicación seriada. Muchas fuentes han vertido de su contenido a la hora de escribir dicha historia, pero ninguna puede compararse, en importancia, con La Antorcha Pentecostal. Esta publicación oficial de la organización de las Asambleas de Dios ha salvado para la posteridad la historia de la denominación pentecostal más grande de Cuba y del mundo, historia que era tan vulnerable en la era predigital.
Nacida en el corazón del Rev. William Lawrence Perrault (1900 -1988), vio la luz el lunes 1 de abril de 1940. El 27 de julio de ese mismo año, ya se anunciaba la impresión de su tercera edición. Esta revista había sido lanzada con el objetivo de dar unicidad a la obra en todo el país. Estaba dirigida a ser un potente medio “para alcanzar a las personas de todos los credos, y a los incrédulos en todas partes”. El 16 de agosto del mismo año el Dr. Francisco Sardá, subsecretario de comunicaciones de la república de Cuba, informó a L. Perrault, en documento oficial, conservado por los Archivos de Historia de la Organización, acerca del acogimiento de La Antorcha Pentecostal a la franquicia postal nacional. Sus directores, han sido:

Abril de 1940- primavera de 1941--------- William Lawrence Perrault
Diciembre de 1941-mayo de 1945----------Hugh Preston Jeter
Junio de 1945-septiembre de 1947 --------Victoria Schott
Octubre de 1947-enero de 1951 ----------- Luis M. Ortiz Marrero
Febrero de 1951-febrero de 1952 ----------Pedro Torres
Febrero 1952-diciembre de 1955 -----------Luis M. Ortiz Marrero
Enero de 1956-junio de 1956 ---------------Ezequiel Álvarez Santaliz
Junio de 1956-marzo de 1963 --------------Kerry González Pérez
Junio de 1963-julio de 1964 ----------------Carlos Anderson Francis
Julio de 1964- junio de 1967 ---------------Roberto Hidalgo
Agosto de 1967-noviembre de 1968-------Israel Aguilera Pacheco
Enero de 1976-noviembre de 1977 --------Héctor Pereira Sánchez
Noviembre de 1977-marzo de 2004 -------Alvio García Marcelo
Abril de 2004-mayo 2013 -------------------Eduardo González
Mayo 2013-actual ----------------------------Lindomar del Castillo Suárez

Desde abril de 1940 hasta diciembre de 1963 se publicó de forma regular. El ejemplar más antiguo que se conserva es el correspondiente al Año 1, No. 6, septiembre de 1940. La carestía de una imprenta disponible y las aciagas condiciones sociales de la década de 1960 y 70, impidieron que continuara viendo la luz, teniendo, para entonces, publicaciones muy espaciadas. En 1977, el Rev. Alvio García Marcelo, utilizando un mimeógrafo, se da a la tarea de rescatar la continuidad histórica de la publicación. Dos ejemplares vieron la luz ese año: julio- septiembre y octubre- diciembre. De entonces para acá, bajo mucha oposición y resistencia, se logró la publicación seriada de este importante medio de edificación y registro histórico del pueblo pentecostal de Cuba de las Asambleas de Dios.
Tras recibir el nombramiento del comité ejecutivo general para la atención de la comisión nacional de historia de las Asambleas de Dios de Cuba, en 2013, la primera preocupación del autor fue la posibilidad de que un siniestro cualquiera diera al traste con la desaparición de los únicos ejemplares que se conservaban de esta importante publicación, de ahí que la tarea primada haya sido su digitalización inmediata, toda vez que el formato digital se transmite con absoluta identidad, sin pérdida de información, como lamentablemente ocurría antes con la fotografía de película que iba diluyendo la imagen de copia en copia, o con el formato físico, tan efímero y perecedero. El trabajo suponía escollos harto complejos porque los números más antiguos estaban prensados en un libro y la antigüedad del papel se explicitaba en su fragilidad. Con amor se hizo el más cuidadoso trabajo de manipulación, y después de varios cientos de horas de trabajo, se presentó a la LXIV Conferencia General Cuatrienal, que tuvo lugar entre los días 27 y 30 de enero de 2015, en el Templo “Aleluya”, de Camagüey, un juego de DVDs con todos los ejemplares de La Antorcha Pentecostal digitalizados. Fue un triunfo extraordinario, que tendrá consecuencias permanentes para la comprensión del largo camino histórico que se ha andado hasta aquí.
Se rescataron, hasta 2015, trescientos cuarenta y nueve ejemplares, editados e impresos desde el año 1940 hasta diciembre de 2014. Trescientos veintinueve de estos ejemplares se encontraban en los Archivos de Historia de la Organización; seis, en los Archivos de la Universidad Teológica Pentecostal de Cuba (UTPC) y catorce en los archivos personales del autor.
Toda la gloria, la honra y la alabanza sean de Aquel que hizo posible el nacimiento, crecimiento y desarrollo de esta organización pentecostal. Es nuestra oración que no se pierda nunca en este lado de la vida tanta historia hermosa e inspiradora, y que a través de ella el Señor Jesucristo reciba la más grande gloria, ahora y siempre. Así sea.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas