Translate

viernes, 19 de julio de 2019

Comentarios de Teología pastoral I


Y al ver las multitudes, tuvo compasión de ellas; porque estaban desamparadas y dispersas como ovejas que no tienen pastor (Mt. 9:36).
         

John MacArthur, en su libro El ministerio pastoral, llama la atención a las imágenes bíblicas que aparecen en II de Timoteo, capítulo 2, respecto a los rigores que enfrenta aquel que es llamado por Dios para servir en su obra (1). Éstas son:

MAESTRO

v.2. Lo que has oído de mí ante muchos testigos, esto encarga a hombres fieles que sean idóneos para enseñar también a otros. 

SOLDADO

v.3. Tú, pues, sufre penalidades como buen soldado de Jesucristo. 
v.4. Ninguno que milita se enreda en los negocios de la vida, a fin de agradar a aquel que lo tomó por soldado. 

ATLETA

v.5. Y también el que lucha como atleta, no es coronado si no lucha legítimamente. 

LABRADOR

v.6. El labrador, para participar de los frutos, debe trabajar primero. 

OBRERO

v.15. Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad. 

UTENSILIO

v.20. Pero en una casa grande, no solamente hay utensilios de oro y de plata, sino también de madera y de barro; y unos son para usos honrosos, y otros para usos viles. 
v.21. Así que, si alguno se limpia de estas cosas, será instrumento para honra, santificado, útil al Señor, y dispuesto para toda buena obra. 

SIERVO

v.24. Porque el siervo del Señor no debe ser contencioso, sino amable para con todos, apto para enseñar, sufrido; 

Estas metáforas evidencian, con relación a la vida de aquel que ha sido llamado por Dios, imágenes vivas de servicio abnegado, trabajo activo, sacrificios y dificultades.






(1) John MacArthur. El ministerio pastoral. Barcelona, España: CLIE p. 14.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas